Marcha apoderados colegios particulares subvencionados
Las marchas en defensa del derecho de los padres como primeros educadores y de todos los chilenos como gestores de iniciativas educacionales, tuvieron lugar en regiones el pasado s谩bado 11 de octubre. Ahora la Confepa anuncia para el pr贸ximo s谩bado 25 una gran manifestaci贸n en Santiago, desde el Parque Forestal y hasta el Ministerio de Educaci贸n.

Cuesta recorrer esa tierra de nadie que existe entre la pasividad y la participaci贸n. Para vencer el ego铆smo y las falsas razones que sugieren no meterse, podr铆an servir estos motivos:

1. Los padres, profesores, alumnos y sostenedores de los colegios particulares subvencionados no confesionales se han sentido muy solos. No han experimentado hasta ahora la imprescindible solidaridad que les deben sus pares algo m谩s seguros (los confesionales) y sus complementos, los particulares pagados.

驴D贸nde est谩n esos centros de alumnos de ni帽itos cuicos que el 2011 se apresuraban a solidarizar con tomas y paros, ahora que la toma y el paro van a ser impuestos desde el Estado y con car谩cter de definitivos?

驴D贸nde est谩n las organizaciones de colegios de las Iglesias y de establecimientos pagados que tanto saben de libertad y excelencia educacional? Al menos los Colegios alemanes han comenzado ya a dar se帽ales de sana preocupaci贸n. 驴Y los dem谩s?

2. Los partidos de la Alianza est谩n haciendo un buen trabajo de base en este tema, pero si no hay un gran respaldo ciudadano, es probable que alguno de sus parlamentarios cedan al momento de votar en las c谩maras. No ser铆a la primera vez, tremenda novedad.

3. Todo lo que no se defienda en educaci贸n revertir谩 en una mayor agresividad del proyecto deshumanizador de la Concertaci贸n y los comunistas, que se extiende ya perceptiblemente a otras 谩reas. Y ser铆a penoso que en esas dimensiones s铆 hubiera m谩s fortaleza en la defensa, porque esas materias est谩n m谩s cerca del bolsillo que de la cabeza y del coraz贸n.

4. El Gobierno no ha experimentado a煤n la molestia profunda de la gente ante la posibilidad de que le quiten sus patines, porque mucho trabajo le ha costado conseguirlos y hacerles mantenci贸n. Mientras no haya cientos de miles de chilenos manifest谩ndose pac铆fica y sostenidamente, los chicos Aut贸nomos y de Revoluci贸n democr谩tica y las chicas de la Jota, desplegar谩n toda su verborrea para imponer estructuras de control estatal de cuanto espacio de libertad encuentren. Si el Gobierno no ve la cara del Chile real, Eyzaguirre y los dem谩s ministros seguir谩n mirando a la bancada infantil con semblante de boba admiraci贸n.

El 25 de octubre es un umbral.

Gonzalo Rojas S谩nchez

Por gonzalofr